Muchas veces.

Muchas veces miro tus fotos

como si hubiese algo

que pudiera hacerme

retroceder un par de años

o tres.

 

No es que te quiera

como lo hacía entonces,

ni siento tu fiero y

cálido aliento

que me animaba

tanto.

 

Es más por mí,

porque aquellos días

el mundo tenía una forma de girar

bajo mis pies

que parecía que pudiese controlar.

Como si todos los engaños,

el dolor, y la desolación,

no hubiesen sido más que

un ciego sueño

por el que hubiese que pasar

para llegar a conocerme,

y decir esas palabras

que me hacían

tan feliz.

Anuncios
Etiquetado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: